Pizza moruna de pollo, cordero y champiñones

Publicado en: Recetas | 4
Dificultad: Baja    Tiempo: (20 minutos) + marinado
Esta receta hará las delicias de los amantes de los sabores morunos y especiados. La pizza casera es una buena solución, cuando no sabes que cocinar, además es muy socorrida, porque admite casi cualquier ingrediente, conserva o incluso restos de otras preparaciones, puedes tirar de nevera y despensa.

La masa es muy fácil de preparar y se elabora rápido, además si tienes críos, es una apuesta segura. Una pizza casera, no tiene porque ser comida basura industrial, puedes darle la vuelta y hacer una pizza Slow Food, lo que es un crimen en tirar de teléfono y comprar esas cosas prefabricadas, llenas de grasas saturadas y colesterol, que comercializan las multinacionales del fast food. Os dejo con mi pizza moruna… espero que os guste. #rikoriko

– para 4 personas –
  • Masa para pizza (ver receta)
  • 1 pechuga de pollo lumagorri Euskolabel
  • 200 grs. de pata de cordero en dados
  • aceite de oliva virgen extra
  • 1 limón
  • ajo en polvo
  • ras el hanout
  • pimienta negra molida
  • sal de Añana
  • 150 ml. de tomate frito casero
  • 200 grs. de mozzarella
  • 12 pimientos de Gernika

Cortamos la pechuga de pollo en dados y lo mezclamos con los trozos de cordero (el carnicero te lo hace), les damos un golpe de pimienta negra molida y un toque de sal de Añana. En un bol, echamos un chorro generoso de aceite de oliva virgen extra, al que añadimos 5 cucharadas colmadas de especias ras el hanout, una cucharada de ajo molido, unos pellizcos de sal de Añana y unos golpes de pimienta negra molida, junto con el zumo de un limón. Emulsionamos todos los ingredientes y añadimos los dados de carne. Dejamos marinar al menos un par de horas, aunque es recomendable dejar la carne 24 horas, si disponemos de ese tiempo, la carne se impregna mucho más de los sabores y aromas del marinado.
Untamos sobre la base de la pizza con una lengua de gato nuestro tomate frito casero, cubriendo minuciosamente toda la superficie y espolvoreamos orégano por encima antes de añadir los ingredientes principales.

Repartimos toda la mozzarella sobre el tomate condimentado y precalentamos el horno a 180º

A continuación colocamos los dados de carnes escurridos del marinado, con los pimientos verdes, previamente salteados con los champiñones, para que suelten humedad, esparcimos por encima orégano para aromatizar la pizza.
Horneamos durante unos 15 minutos a 180º y a disfrutar de esta pizza #rikoriko, lo suyo es acompañarla con unas buenas cervezas, de la nueva sección del blog “Cerveceando”.


  • que la carne esté marinando al menos 2 horas, pero si la preparas con antelación, 24 horas es lo ideal.
  • Controlar el horneado, no hay dos hornos iguales.


Mientras amasáis la pizza, podéis disfrutar con uno de los grandes clásicos de Metallica, una canción atemporal, que sigue encandilando a las nuevas generaciones de rockeros.

Metallica – Master of puppets

Siguiendo Eneko Martinez:

Últimas publicaciones de

4 Comentarios

  1. lolines
    | Responder

    Buenos días,
    Esta es una pizza de auténtico lujo para el paladar.

  2. Leire garcia uriarte
    | Responder

    Mummmmm!!!Me encanta la pizza!!Quiero un cachitoooo. besos

Dejar un comentario